6.04.2007

Hablando con paredes

Sabías que de todas tus manchas, la mayoría las hice yo? Algunas las recuerdo, muchas son al despertarme y encontrar pequeños vampiros que se pasaron toda la noche mordiendo mi cuerpo y ya se sienten cansados, gordos, ya cumplieron. Fáciles de matar, pero sin ganas limpiar.

Otras manchas son mis huellas. Como si un día me hubiese provocado caminar en ti, como si ese día me hubiera sentido invensible y le haya dado una oportunidad a los sueños. Pero al final solo quedaron manchas.

No cuelgo cuadros, más que ese que ves en ti. Pero me gustaría. No tengo nada suficientemente bueno para darte, nada mío. A veces me siento así, tan normal; a veces me gustaría tener más manchas, como tú, más huellas…

Tu color no me gusta. Me considero más intensa, más brillante como para un amarillo tan pálido como el que tienes. Yo no lo elegí, fue casi como si me lo hubieran asignado. Pero seamos honestos, te veo poco, te veo los domingos. Eres testigo de lo que sucede en esta pequeña habitación de hotel, en donde solo duermo y me levanto para escribir HUEVADAS como esta.

Pero entre todo, por algún extraño motivo, por algún sentimiento absurdo, por algo que te hace mía, me gustas.

- …

Dicen que las paredes tienen oídos, pero definitivamente no tienen boca para contestar.

9 comments:

  1. Por suerte a veces, las paredes no hablan, porque podrian decir muuuuchas cosas muuuuy intimas, pero otras veces, son las unicas testigos de lo que nos pasó, y al menos con alguien que lo sepa todo, queremos conversar.

    Yo no soy pared, pero puedo conversar.

    Beso!

    ReplyDelete
  2. si hablan... pero bien bajito

    ReplyDelete
  3. te hablan cuando menos quieres recordar lo que les dijiste.

    ReplyDelete
  4. Muchas veces... Es mejor así...

    Otras tantas, pero sin ser demasiadas, queremos que nos digan...

    Siemrpe están presentes más no siempre las contamos...

    Un beso,

    PD: Puedo ser pared...

    ReplyDelete
  5. Si muchas de ellas encuadran situaciones que muchos no contamos, que muchos nos avergonzamos de describir,pues ellas son confidentes innatas de nuestra vida y me gusta que sean asi: definitivamente sin boca para contestar.

    Bye

    ReplyDelete
  6. Abril9:23 pm

    Me encantó!!!- Abril

    ReplyDelete
  7. Me gustó el texto, pero no sé x q cuando pienso en paredes me da claustrofobia.

    Me gusta como miras pa dentro....

    ReplyDelete
  8. si las paredes hablaran... las mías creo que se quejarían del volumen de la música o de que me extrañan, dirían algo como..."solo llegas a dormir, no pasas tu tiempo con nosotras"

    Saludos

    Daniel S

    ReplyDelete
  9. A veces la geografía de una pared es más interesante que una vuelta al mundo.UN ABRAZO

    ReplyDelete